Así Tal Cual - Esto es cultura pop...

Los 5 usos típicos que toda niña le dio a estos clásicos stickers multicolores

¿Les suena la palabra “Stick-on Earrings”? Yo cacho que no. Bueno, y si les digo: ¿Les suena la palabra “sticker”? Ahí si que sí po. Y es que la verdad es que coleccionar y comprar stickers de todos los colores fue algo ultra típico que toda niña hizo en los 90 y comienzos del 2000, amando casi con su alma estas pequeñas figuritas y pegándolas en todas partes donde se les ocurriera. Y si hablamos de stickers, los “earrings” (los que les nombré al comienzo), eran uno de los más épicos y melancólicos que hubo. ¿Por qué? Porque al ser pequeñitos, brillantes y con distintas formas, las niñas los utilizaban pa un montón de cosas diferentes. Algo clásico de la infancia noventera y que les traemos gracias a nuestra seguidora Elizabeth quien nos recordó la existencia de estos maravillosos stickers, en un TOP 5 ultra fashion, llamado: LOS 5 USOS TÍPICOS QUE TODA NIÑA LE DIO A ESTOS CLÁSICOS SITKCERS MULTICOLORES.

1.- Ponerse un sticker en la frente y creerse bailarina de Axé/Sailor Moon:

¿Se acuerdan de Mia Colucci? ¿Se acuerdan de Francini de Axé Bahía? ¿Se acuerdan de Manjuja, esposa de Apu? Bueno, todas tienen algo en común: se caracterizaban por pegarse una cosita como brillante en la frente ¿Y por qué? Bueno, quien sabe, solo que a ellas les gustaba y también se transformó en moda la cosa un tiempo. Y si a eso igual le sumas que las Sailor Moon usaban un cintillo en la frente que igual tenía un pequeño brillito, entonces no había forma de hacer que una moda así no se transformara en popular entre las niñas. Pues bueno, estos stickers eran perfecto para eso, puesto que al tener diseños como de estrellitas o lunas, si te pegabas uno en la frente quedabas automáticamente como una de tus bailarinas de axé favoritas. Así que o era pegarte uno de estos stickers o quedarte fuera de la onda.


2.- Pegárselos en la oreja y usarlos de aros:

Bueno, si ustedes no sabían, estos stickers no los hicieron así de pares porque sí nomás, sino que de verdad eran para utilizarlos como aros para niñas que aún no tenían el hoyito en la oreja o que simplemente sus papis no les compraban aros porque eran muy chicas. Y bueno, como tal muchas los utilizaron para hacer como que tenían aros de verdad, pegándose los pares iguales o intercambiando diseños pa verse más minocas. Lo único penca sí es que estos stickers eran tan pencas que su pegamento no duraba casi nada, por lo que si te lo querías poner como arito, con cuea te duraba 2 horas en la oreja y después se te caía. Así que o era pegártelo con la gotita, clavártelo o comprarte alguno de mejorsh calidad.


3.- Utilizarlos para decorar todos tus cuaderno:

Siempre me he preguntado algo: ¿Por qué las mujeres son tan buenas pa decorar y llenar con todos los colores del arcoiris la materia que escriben en sus cuadernos? Es heavy pero cuando una mujer te pasa su cuaderno para que copies, mínimo que te dan 3 ataques de epilepsia cuando lo estás leyendo. Y con estos stickers no eran la excepción porque al ser pequeños y ultra coloridos, podían caber en cualquier hoja sin utilizar mucho espacio. Así que bueno, aunque supuestamente eran hartos stickers para que fueras utilizando por día, en realidad tu los sacabas todos y los pegabas en todo tu cuaderno, quedándote sin ninguno para ocuparlo en alguna otra cosa. Digo, tu cuaderno los necesitaba más que tu (supongo).


4.- Pegarte el sticker con forma de gotita debajo del ojo:

¿Cachan el tatuaje con forma de nota musical que tiene Dj Mendez debajo de uno de sus ojos? Bueno, no es por compararlos con ese flaite pero algunas mujeres andaban bien parecidas a él. ¿Y por qué lo digo? Bueno, porque tomaban los stickers con forma de lágrima y se los pegaban debajo de un ojo, luciendo algo así como entre fashions y emos. Sinceramente no tengo idea de donde salió esta moda o por qué las niñas hacían esto, pero es que bueno, los stickers eran tan coloridos y con tantas formas diferentes que no había idea que no se les ocurrieran a las niñas pa poder utilizarlos todos. Así que bueno, mi curso estaba lleno de niñas emos artificiales llorando lágrimas de plástico.


5.- Usarlos para amononar esa cartita que le escribiste al chico que te gustaba:

Mientras ahora si te querís jotear a alguien lo único que haces es o buscar a esa persona en facebook o ser car’e palo y pedirle un whatsapp pa llenarlo/a de emoticones, antes la cosa era más difícil… y por qué no decirlo, más romántica. ¿Y por qué digo esto? Pues bueno, porque antes había una vieja confiable que siempre se utilizaba y que lograba ser infalible: escribir una cartita de amor. Bueno, mientras los hombres eran un poco más toscos para hacerlo, las mujeres escogían su mejor esquela, le ponían perfume, escribían cosas boniwis y la decoraban con todos sus pequeños stickers, quedando una cuestión tan colorida y melosa que te daba diabetes de solo leerla. Pa que cachen que estos stickers no eran solo pa ser fashion, sino que también para hacer crecer el amorsh <3


 

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *