Así Tal Cual - Esto es cultura pop...

Las 5 razones por las que Canal Copano fue el mejor y más épico programa de TV de los 2000s

Cuando en el año 2007 Chile venía de una revolución pinguina, de Colo Colo llegando a la final de la Sudamericana, de una tv marcada por El Diario de Eva e Invasión y de una juventud transformada en pokemona y pasada a laca pal pelo, nació en un pequeño canal de cable llamado VIA X un programa que vendría a remover los cimientos de la juventud, a cambiar y volarle los sesos a muchos, a lucrar cual Video Loco o TV Condoro con videos virales que, esta vez, provenían de una emergente y nueva página llamada Youtube, y que se transformaría casi de manera increíble en lo más buscado en Google ese año: Canal Copano. Aquel programa del Copano gordo y el Copano flaco (ahora ambos flacos) que a punta de irrerencia y momentos absurdos, hizo que toda una generación de pendejos pasaos a edad del pavo (me incluyo) se divirtiera con algo distinto a lo típico de la época. Un programa tan épico y tan recordado que hoy les traemos este TOP 5 llamado: LAS 5 RAZONES POR LAS QUE CANAL COPANO FUE EL MEJOR Y MÁS ÉPICO PROGRAMA DE TV DE LOS 2000S.

1.- La irreverencia:

Algo que no tenían los programas juveniles de aquellos años, era algo que sobraba y rebosaba en Canal Copano: irreverencia. Burlarse de todo, reírse de las cosas que estaban pasando, crear sketchs que bordeaban en lo absurdo y todo eso condensarlo en media hora de programa. Algo que parece imposible pero que estos cabros pudieron sin muchos recursos. Y fue tanto el éxito de la fórmula que luego pasaron de media hora a un programa de una hora completa, comenzando con aquella fórmula tipo TV Condoro milenial de ver videos y comentarlos, para luego pasar a tener hasta invitados musicales, un público en vivo rebosante de hormonas y personajes tan pero tan freaks que era imposible volarte el cerebro viendo el programa. MARAVILLOSO.


2.- El fiato de los Copano:

Imagen relacionada

Qué 2 hermanos lleguen a tener su propio programa de tv cuando apenas eran adolescentes, parece algo imposible… bueno, ahora cualquier pendejo youtuber de 13 años y mucho gel pal pelo puede ser famoso, pero antes la cosa era más difícil po. Es por eso que se valora más la fama de los Copano, los que se transformaron en unos Dinamita Show de la irreverencia (y no, no porque uno era guatón y el otro flaco), sino porque sus personalidades distintas hacían que el fiato funcionara de manera pulentosa. Copano grande era el más centrado, al que le daban de repente sus taldos pero te guiaba el programa como un verdadero Don Francisco sin papada y sin esos surcos de arrugas en la frente. Y el Copano chico ponía al cuota más de irreverencia y absurdo, tirando el chiste que hacía que las nenas se rieran. Es decir, los Jerry Lewis y Dean Martin de la generación Milenial.


3.- Machine:

Resultado de imagen para canal copano machine

Demás está decir que siempre he idolatrado a Felipe Avello y todo lo que ha hecho. Si pudiera haría una religión tipo maradoniana y alabaría al pez. Y es que este loco ha sabido destacar desde el comienzo con lo mismo que hizo grande a los Copano: irreverencia y absurdo. Entonces cuando lo invitaron a participar al programa fue un golazo de media cancha tipo Ronaldinho, porque hicieron que un programa weno se volviera más weno aún. Y pa qué hablar del mejor personaje de Avello en la historia: Machine. Aquel extraño ser que andaba con una máscara de cuero y que con sus sensuales y alocados movimientos de pelvis te podía curar hasta del cáncer. Sé que debe ser la cuestión más freak que uno ha podido ver en la tele, pero el resultado era tan magistral que era imposible no tirarse al suelo riéndose. Por eso: AGUANTEN LOS COPANOS Y AGUANTE MACHINE….AAAAARRRRGGGGHHHH.





4.- Ji-man:

¿Qué pasa si a He-man, esa especie de super heroe de los 80s, lo tiran en la Legua, lo hacis vender Chocolito a 100 y le regalai un estoque? Se transforma automáticamente en Ji-Man, aquel personaje tan chileno que te tiraba consejos pasaos a coa y que con su gesto de la mano hizo que miles de pendejos de la época subieran sus fotos a Fotolog haciendo el “ji-man”. Lo mejor es que los cortos de este personaje eran tan absurdos y chistosos que se transformaron en exitosos por sí solo, haciendo que este programa pudiera sacarte tantas veces un conejo del sombrero que era imposible no sorprenderte cada día con quizá qué cosa se les iba a ocurrir. Después salió la versión mina de Ji-Man, y la familia se extendió. Mi pregunta actual es: ¿En qué torre de Colina 1 estará Ji-man en este momento?


5.- Las secciones:

Al comienzo la fórmula de Canal Copano era solamente hacer que los hermanos se sentaran frente a una tele, se pusieran a ver videos y los comentaran. Pero como el programa se extendió en horario y se transformó en un éxito, había que darle una vuelta a la cosa. Por lo que comenzaron a surgir muchas secciones como el mismo Ji-man, el “quién es este copamon?”, las entrevistas a figuras y bandas famosas, y aquel épico y ya clásico “Señorita Fotolog”, una sección en donde se dedicaban a ver las minas más ricas y con más necesidad de autoestima de aquella muerta red social. Lo mejor es que esto comenzó como simplemente ver fotologs, pero luego la cuestión mutó a un concurso tipo Miss Chile donde las concursantes eran invitadas al programa y podían mostrar sus propios fotologs. ¿Y algo mejor aún? Aquella calentona canción que decía “UUUUHHH YOU TOUCHED MY TRALALA… UUMMM MY DING DING DONG”, y que altiro hacía que se te parara el… celular.


 

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *